Bienvenido


Bienvenido a "Descargas del Alma", espero que podamos compartir canalizaciones, poesía, pensamientos, meditaciones, cuentos, historias, visiones, misiones... en definitiva, todo contacto que hayamos tenido, tengamos o vayamos a tener con la "Memoria Universal"... Nos miramos, FE.

martes, 3 de septiembre de 2013

Asuntos pendientes...

Normalmente la agonía y el dolor de los enfermos se prolonga más allá de lo sano y lo natural, porque ni ellos ni sus familiares y/o amigos y/o doctores... están listos para soltarse mutuamente, porque hay asuntos pendientes (miedos y egos) y ninguno se atreve a ponerles fin, por creer que pueden producirse más daños/dolor en ellos y entre ellos.
Hay un ejercicio para liberar asuntos pendientes y que es, más o menos, el siguiente:
  • Lo primero es que debes motivarte en sacar a fuera todos esos pensamientos y sentimientos negativos, para poder entenderlos y, así, trabajarlos, de modo de resolverlos, para luego liberarlos.
  • Luego, debes visualizar con los ojos de tu mente a la persona con quien quieres trabajar aquellos asuntos pendientes.
  • Una vez visualizada, debes cambiar esa imagen por la más luminosa que puedas ver con los ojos del corazón, sin más juicios o prejuicios que, en esa representación, esa persona está absolutamente abierta y receptiva a lo que le tengas que decir, es decir, está con una real disposición a comunicarse y a resolver los temas pendientes entre ambos, lo cual también te permitirá a ti entrar en un espacio placentero para el diálogo.
  • Así, en ese espacio de plena confianza mutua y cálida acogida, debes decirle a esa persona todo lo que necesites y debas decirle, explicándole de la forma más clara posible todos los asuntos pendientes, con todos los sentimientos y dificultades asociados, así como todo tu dolor... suelta todo, no te reprimas, debes ser honesto contigo mismo para serlo con la otra persona.
  • Ahora, si ya sientes que le has dicho todo, debes tomar un papel y escribir todas esas reflexiones/meditaciones hasta que no quede nada.
  • Cuando termines, inmediatamente, escribe (sin pensar ni emitir juicios) las respuestas que te daría la otra persona. Recuerda que estás hablando con su imagen más luminosa y pura, la más cariñosa y gentil, la más abierta y comunicativa.
  • Continúa con este diálogo hasta que definitivamente no quede nada.
  • Entonces, verifica si la conversación está terminada, consultando con lo más profundo de tu ser, si ya eres capaz de soltar el pasado, de corazón y con verdad, con agradecimiento y con perdón, manso y tranquilo, en paz.
  • Cuando lo hayas conseguido, visualiza a la persona dándose la vuelta para irse y déjala ir, suéltala recordando conservar ese amor que una vez se cruzó entre Uds. y que te dejó un cálido recuerdo, con lo mejor de lo vivido y compartido, en tu corazón y para siempre.
  • Por último, si quieres, puedes leerle esta carta en voz alta a un amigo u otra persona, y verás/sentirás cómo se ha generado un cambio en ti.
Para cerrar el proceso yo te recomendaría tomar la carta y quemarla, junto a una foto de esa persona y alguna prenda de vestir (o algo que le pertenezca), bajo la Luna llena, agradeciéndole por su luz, que rompe la oscuridad de la noche, para mostrarte tu camino más allá de cualquier distracción.

(FE-2013)

No hay comentarios:

Fotos del Alma

Ver esta publicación en Instagram

Safety rules...

Una publicación compartida por Descargas del Alma (@descargasdlalma) el